Vía ferrata "La Cantera" - La Vilavella (Castellón)

La Vilavella (Castellón), con una población de 3000 habitantes, es uno de los municipios que sirve de puerta de entrada a la Sierra de Espadán. En él da comienzo el GR-36, también conocido como Trans-Espadán, un itinerario senderista de 65km que atraviesa todo el Parque Natural de la Sierra Espadán hasta llegar a Montanejos

Esta nueva vía ferrata, que se ha equipado en la antigua cantera del municipio de la cual se extrajeron las piedras que conforman la escollera del puerto de Burriana, nos ofrece unas impresionantes vistas de los campos de cítricos típicos de esta zona con el mar mediterráneo como telón de fondo.   

 Vía Ferrata La Cantera

El ayuntamiento  de La Villavella,  aprovechando los trabajos necesarios para la limpieza de la fachada montañosa de la antigua cantera por tal de evitar desprendimientos, decidió realizar la instalación de una nueva vía ferrata para impulsar la oferta de ocio de aventura y promoción patrimonial de  la localidad. Tarea que encomendaron a la empresa de construcción de parques de aventura Spainparks con la colaboración de la Cooperativa de Turismo Activo y Guías Profesionales Viunatura.

La vía ferrata La Cantera con un nivel de dificultad K3, cuenta con un recorrido de 130 metros divididos en 6 tramos que salvan un desnivel de 100 metros equipados con peldaños, cadenas, cable de seguridad, pasarelas y un puente tibetano, además de la posibilidad de realizar un rápel aéreo de 25 metros de altura.

Normas de seguridad

Material obligatorio: casco, arnés,  cabos de anclaje (baga de descanso),  disipador de energía, mosquetones (todo este material debe estar homologado para vías ferratas), cuerda de seguridad, calzado de montaña y ropa cómoda (acorde con la época del año).

•    Conocer el uso del material específico de vías ferratas.
•    Conocer las técnicas de progresión en vías ferratas.
•    En caso de no tener los conocimientos especificos, contratar los servicios de un guía profesional.
•    Evitar la presencia de más de un usuario entre tramos de anclaje.
•    Evitar la caída de piedras.
•    En caso de tormenta eléctrica, hay que alejarse rápidamente del equipamiento de la vía ferrata.
•    Es necesario contar con una buena condición física.

Via ferrata La Cantera

Descripción de la vía ferrata La Cantera.

TRAMO 1. Nos anclamos al cable de seguridad y ascendemos a pie por un tramo favorable, salvaremos dos grande escalones ayudándonos de algunos peldaños hasta llegar al inicio casi vertical. 
 
TRAMO 2. Comenzamos a ascender ya sobre peldaños con pies y manos y vamos tomando verticalidad.

TRAMO 3. Tenemos que bordear un techo y este paso se hace en travesía en un desplome con peldaños para pies y manos que nos lleva a un pequeño puente tibetano. Comienzan los tramos de ambiente.

TRAMO 4. Superado el tibetano remontamos en vertical e iniciamos una larga travesía a la izquierda, al poco del inicio encontramos una pasarela con tablas de madera que nos permite disfrutar de la altura ganada en el ascenso.

TRAMO 5. Finaliza la travesía y acometemos otro tramo vertical con pequeños desplomes y desplazamientos laterales, que nos obligan a tirar con fuerza de los brazos.

TRAMO 6. Encontramos una cadena que nos lleva a la zona de escalones de madera, la progresión es mas sencilla y este espacio nos permite disfrutar cómodamente y siempre con cadena de las vistas de este balcón. Siguiendo la cadena llegaremos a la cima.

Descenso de la ferrata:

Una vez alcanzada la cima, remontaremos unos 20 metros siguiendo la señalización para iniciar el descenso por sendero hasta la Ermita de San Sebastián. Desde allí, tomaremos el vía crucis también en descenso hasta el pueblo, callejeando retornaremos de nuevo al polideportivo municipal tras unos 20 minutos de caminata.

Rapel Áereo:

La vía tiene la opción de descender desde el final de la travesía horizontal accediendo a un rapel volado sobre una gran bóveda.

Para ello descenderemos desde el final de la travesía por los peldaños instalados que nos llevan debajo de un techo.

Allí encontraremos un descuelgue con dos anillas además de varios parabolts con chapas para poder instalar el rápel con comodidad, también se ha instalado un tronco de madera tratada para que las cuerdas no rocen con la pared de ningún modo, así mismo la instalación permite asegurar a posibles clientes si somos una empresa de turismo activo.

El rápel tiene una altura total de 24 metros desde el descuelgue, y en su base tiene instalado un cable pasamanos que nos sirve de línea de vida para salir hacia el inicio de la ferrata.

Soportes antierosión:

La parte superior del recorrido no cuenta con roca sólida para poder instalar peldaños de ferrata, la cuestión se ha solucionado instalando soportes de madera tratada y mallas con una doble función: evitar la caída de piedras, y soportar el terreno para poder ascender.

Por favor, no abuséis de los escalones de madera e intentad pisar sobre el terreno.

Una vía ferrata es una actividad a medio camino entre el excursionismo y la escalada que nos permite progresar por montaña combinando la accesibilidad, el riesgo, la belleza y la espectacularidad del entorno. No debemos olvidar que para poder seguir disfrutando del contacto con la naturaleza y la riqueza medioambiental y patrimonial  , todos hemos de respetar el entorno. Además, como actividad de riesgo, es obligatorio el uso del equipo específico y el conocimiento de las técnicas de progresión definidas para vías ferratas, si no se posee lo uno o lo otro, se debe contactar con una empresa de guías profesionales.